Eje del deseo

El eje del deseo
 
                                                        “Somos seres atravesados por el eje del deseo”
                                                                                                        dijo mi amiga poeta,  
                                                                                                                                          Clara es su nombre…
 
Y puedo hacer un listado
hondo 
completo
de todos los deseos que me atraviesan la vida
son apetitos del cuerpo 
ambiciones de la mente.
 
Mi desaforada curiosidad 
eterna aliada 
quiere saciar este océano de deseos
busca sin tregua el camino a la tierra del placer 
a la poza en donde aguardan 
-silenciosas-
ansiadas repuestas.
 
Deseo que me nazca dentro
de nuevo 
un poema que hable de mi cuerpo
incandescente
encendido por la electricidad del amor.
 
Deseo que broten en mis surcos mentales 
torrentes de ideas 
nuevos pensamientos 
imágenes a color que hablen de lugares bellos y desconocidos 
de poemas subterráneos 
de atardeceres en absoluta iluminación. 
 
Deseo que mi imaginación florezca como lo hizo en los tiempos livianos.
 
Deseo sentir los aleteos con los que la música sacudió mi juventud
las cosquillas de aquellos pianos  
quiero el deslumbrar que poseía a mis años exploradores 
cuando los poemas que viajan en la música entraban por mis oídos 
y resbalaban directo al centro
de mi niño corazón.
 
Deseo volver a gritar de placer y gozo 
de esperanza.  
 
Quiero llorar de alegría al conocer seres nuevos 
abrazarlos fuerte 
durante minutos siglos
mientras descubro sus imperfectas maravillas. 
 
Deseo el beso 
deseo a la luna llena 
-testigo- 
mientras camino tomada de una mano de hombre. 
 
 
Deseo bailar  envuelta por canciones de una orquesta
que se deje tocar
aplaudirle 
quiero que en mi aire flote música en vivo
quiero cantar.
 
Deseo comer fresas 
beber vino con burbujas 
quitarme la ropa en una playa nocturna y dejar que el mar explore mi cuerpo 
-cubierto de espuma-
mientras
una vez más
despierta al misterio del amor.
 
Deseo tanto…
 
Deseo todo aquello que dé vida a mi vida a medias 
a mi alma a medias 
a mi anhelo cansado. 
 
Deseo ser deseada 
como hace tanto sentí serlo 
saber que es cierto
que no lo imaginé.
 
Deseo el deseo puro 
primitivo
básico 
tan instintivo que nos hace más humanos.
 
Deseo mar 
deseo música
deseo una vida consumada hasta la gota última
deseo haberla devorado toda 
 
Y luego deseo aguardar
serena
cuando a plena luz del  día
o en medio de la noche 
aceche
inevitable
el ángel de la muerte.
 
 
                                                                                                            

	

2 comentarios sobre “Eje del deseo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s