Más

un 17 de octubre, del 2014

Uno o dos, a veces tres. Otras necesito leer más. Todo depende cuan grande es lo que busco achicar. Los versos del buen poema alivianan la carga del día, o le ponen oro a una noche de plomo. Nada como la poesía para resucitar. Disipa contradicciones. Hoy fue día de despedidas. Invoco a Sabines, para soñar con primaveras y veranos que suceden en el fondo de un alma. Para desaparecer adioses que no acaban y ausencias que apenas empiezan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s