Sería agua, o sería viento

A veces me dan ganas de salir de mi condición humana.
 Escapar del cuerpo, cambiar de historia.

Abandonar la redondez de mis caderas, el cabello largo.
Saltar de los tacones y despedirme de las prendas
que amordazan y me disminuyen.
Haría perdidizos a los labiales, a las gafas,

a todas las medicinas.
Perdería hasta al perfume.
Deseo salir triunfante por los poros,

 como si fuera ligero  vaporcito.
 Olvidar que la nuestra suele ser una existencia
de complicación y contradicciones.
Dejaría atrás los sinsentidos que nosotros mismos tejemos.

 ¿Qué sentiría si fuera agua de mar?

 Recorrería el mundo en el vaivén de las mareas.
¿O si fuera viento que viaja y acaricia, sin dejarse ver?
Conocería como nunca la magia de la tierra.
En días de peso y silencios

imagino que algo así sucede después de morir.
Veo cómo el espíritu se libera y es uno con la naturaleza.
 Flota en las inmensidades con gozo y sin tribulación.

Ha de ser descanso feliz
 formar parte del agua o del aire.
 Expandir y transformar hasta el infinito
 mi experiencia vital.
 Ser gota, ser molécula.

Por un rato sería genial, un regalo.
 Libertad pura para ser y estar.

Regresaría renovada a mi estado natural
 de mujer que tanto siente.
Purificada para amar más y mejor.
 Iluminada para crear.

O quizás no regresaría jamás…



Un comentario sobre “Sería agua, o sería viento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s